VOLCÁN DE LA PALMA, SOLIDARIDAD Y SOSTENIBILIDAD


Todo nuestro cariño y gran tristeza para los animales abrasados (ganado/zulos/perros "de caza"/abandonos)
y personas que lo han perdido todo en una zona que no es precisamente la más pudiente de las islas. 
En su mayoría son personas que han perdido lo que les ha costado una vida de intenso trabajo.

La naturaleza hace gala de su poderío y, una vez más, nos hace entender que la Sostenibilidad no trata de discursos bonitos en mundos ideales. 
Sino de crear condiciones respetuosas con el medio que, entre otras cosas, eviten desastres en la medida que puedan ser evitados. 

Aceptar nuestra insignificancia cuando sentirnos la importancia de considerarnos unidad con la naturaleza. Como dijo aquel vecino aterrorizado con su vivienda sobre el volcán: “El dueño de mi casa no soy yo, es ésa.", refiriéndose a la lava que se acercaba. 

Los más "afortunados" han tenido hoy 15 minutos para elegir junto a Bomberos y Guardia Civil lo que iban a salvar de sus casas antes de que llegara la lava.
La angustia de un señor concediendo un segundo a cámara, Tengo Que Rescatar a mi Gata.

15 MINUTOS PARA DECIDIR QUÉ SE CALCINA. 

Con fenómenos naturales o sin ellos, todos compartimos el riesgo de perderlo todo en cualquier momento, ya sea a nivel material o emocional. 
Vivimos convencidos de que las tragedias les suceden a los otros. 
Pero no hay posición social ni pócima mágica que te libre de la posibilidad de perder hasta el recuerdo. 
Esta vulnerabilidad universal debería ser suficiente para ayudarnos entre nosotros y venerar nuestro entorno, en lugar de negociar trampas mortales. 

Solidaridad para todos los afectados en  momentos de impactante necesidad, compatible con no obviar a especuladores de animales, tierras, mares, cabos y volcanes.

#YOSOYLAPALMA #cumbrevieja #_laRakeLa_








Comentarios

Entradas populares